Depilación láser durante el embarazo ¿es posible?

El láser es una de las técnicas de depilación más efectivas y más usadas en los últimos años tanto por mujeres como por hombres. Tiene la gran ventaja de no tener casi inconvenientes, pero es habitual que surjan dudas sobre si la depilacion láser en el embarazo es posible.


¿Qué recomendaciones dan los profesionales sobre la depilacion láser durante el embarazo?

El embarazo es una de las etapas más bonitas en la vida de una mujer, pero si estás pasando ahora mismo por un proceso de gestación ya te habrás dado cuenta de que también es un momento en el que toda precaución parece poca, y esa es una máxima que se aplica incluso en la depilacion láser durante el embarazo.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) señala que es mejor no medicar ni tratar a las embarazadas salvo en aquellos casos en los que sea estrictamente necesario.

En el caso de la depilacion láser en el embarazo no está demostrado que la luz pueda dañar al feto de ninguna manera, pero los especialistas suelen desaconsejar este y otros métodos de depilación como la cera e incluso el uso de cremas depilatorias.

Es la ausencia de estudios concluyentes sobre posibles efectos secundarios lo que nos lleva a los especialistas a desaconsejar la depilación con láser durante el tiempo de gestación. Más vale prevenir que curar.


¿Es perjudicial el láser para el feto?


Existe la creencia errónea de que el láser puede afectar al feto si te depilas con este método mientras estás embarazada, pero no es así. La luz apenas penetra en el cuerpo unos centímetros y de ninguna forma llega a estar en contacto con el bebé.

Lo que ocurre es que, debido al cambio hormonal que experimenta el cuerpo durante el embarazo, se pueden producir reacciones cutáneas adversas. Es decir, que recurrir a este tipo de depilación durante el embarazo puede causarte molestias a ti si surge una alergia o algún tipo de irritación en la piel, pero no al bebé.


¿Qué tipo de láser es el más idóneo?

Cuando se trata de tipos de depilacion láser en embarazadas si se aplica un tratamiento de este tipo siempre optamos por los niveles más bajos de intensidad, para minimizar el riesgo de que pueda surgir alguna reacción cutánea adversa.


¿En qué casos no se recomienda hacer el láser?

En un embarazo que podríamos considerar normal este tipo de depilación no es aconsejable, pero se puede llevar a cabo con precauciones. Ahora bien, si se trata de un embarazo de riesgo entonces hay que abstenerse totalmente de usar el láser para la depilación, puesto que cualquier reacción o problema en el cuerpo de la madre puede afectar al feto.


¿En qué meses se puede hacer y cuándo hay que parar?

Si te has enterado de que estás embarazada justo después de hacerte tu última sesión de láser, no te preocupes, está comprobado que la luz no afecta al bebé.

Nosotros como profesionales te aconsejamos que desde el momento en que tengas conocimiento del embarazo interrumpas el tratamiento y lo vuelvas a reanudar tras el parto.

zendalia


¿Qué precauciones hay que tener si se hace el láser durante el embarazo?

Si decides continuar el tratamiento con láser durante la gestación puedes seguir usándolo en zonas como la cara, los brazos o las axilas. Lo que no es recomendable es que la luz se aplique en zonas cercanas a la tripa.


El vello crece más durante el embarazo, ¿qué se puede hacer?

El cambio hormonal es tan grande en las mujeres embarazadas que es normal que notes que te aparece más vello en las piernas y crece más rápido, e incluso que aparezca en zonas del cuerpo en las que normalmente nunca has tenido, como puede ser la zona de la tripa.

No es lo más estético del mundo, pero piensa que todos esos cambios se deben a que tu bebé está en camino. El hirsutismo durante la gestación no es nada raro, pero lo bueno es que después del parto todo ese pelo comenzará a desaparecer.

Durante los meses de embarazo no te va a quedar más remedio que lidiar con él de la forma que mejor puedas. Como la cera y las cremas depilatorias también pueden causar reacciones alérgicas, lo más rápido, fácil y cómodo es que recurras a rasurar el vello con cuchilla.


¿Cuándo se puede retomar el tratamiento de depilación láser?

Una vez que tengas a tu bebé te darás cuenta de que el vello comienza a crecer de forma más controlada, entonces ha llegado el momento de plantearse continuar con el tratamiento de depilación láser que dejaste a medias o incluso empezarlo si todavía no te habías animado con esta forma de eliminación del vello.

Puedes empezar las sesiones nada más nacer tu pequeño o pequeña, pero ten en cuenta que si estás dando el pecho hay que tener algunas precauciones y no te podrás hacer la depilación láser en la zona del pecho, la areola y las axilas hasta que no haya terminado la lactancia.


Cuida de ti y de tu bebé



Sabemos que el vello puede resultar molesto y antiestético, pero hay etapas de la vida en la que hay cosas mucho más importantes, y el embarazo es una de ellas. Te esperan nueve meses de cambios en los que tu cuerpo va a transformarse totalmente, pero piensa que la mayoría son cambios temporales.

Una embarazada siempre brilla con luz propia y pocas veces una mujer está tan guapa como cuando está en este período de su vida. No dejes que unos pocos pelos te puedan estropear esta experiencia.



Disfruta de ese momento tan especial en tu vida, olvídate de la depilacion láser en el embarazo y céntrate en cuidarte tu para que tu bebé esté lo mejor posible.

Nosotros podemos ayudarte con un tratamiento facial, que es mucho más cómodo y no tiene ningún riesgo. 

Cuando por fin haya nacido ya podrás ponerte en manos de expertos para eliminar el vello de forma definitiva.

Algo que seguramente agradecerás, porque con un bebé en casa muchas veces no queda tiempo ni para depilarse.

Facebook Twitter Pinterest Instagram

Noticias Relacionadas